75, NUNCA ME ABANDONES. PELICULA Y NOVELA

VERSION COMPLETA = https://www.youtube.com/watch?v=sRBLkEXSMC0 Título original: Never let me go. Dirección: Mark Romanek. Países: Reino Unido y USA. Año: 2010. Duración: 105 min. Interpretación: Carey Mulligan (Kathy), Andrew Garfield (Tommy), Keira Knightley (Ruth), Charlotte Rampling (Srta. Emily), Sally Hawkins (Lucy), Isobel Meikle-Small (joven Kathy), Ella Purnell (joven Ruth), Charlie Rowe (joven Tommy). Guion: Alex Garland; basado en la novela de KAZUO ISHIGURO

La novela original es la sexta novela del escritor británico de origen japonés KAZUO ISHIGURO. Fue publicada en 2005 y ese mismo año fue nominada al premio Booker, al de Círculo de críticos literarios del Reino Unido y la revista TIME la nombró como mejor novela del año y la incluyó en su lista de las 100 mejores novelas de habla inglesa entre 1923 y 2005. En 2006 fue nominada al premio Arthur C. Clarke. Antes incluso de la publicación de la novela, el autor había escrito un guión para llevar la misma al cine, cosa que sucedió en el año 2010. Bajo la delicada y sutil superficie de su relato, bajo la amable apariencia de un estilo reposado, incluso lánguido, discurre una historia desestabilizadora y atroz. Imaginamos una reconocida historia de internados ingleses que han dejado rastros en los adultos que recuerdan aquel pasado, pero es un libro intenso, diferente, de esos que duelen cuando terminan y dejan en la memoria una huella que no desaparece, cuando la historia se precipita a su fin.

KATHY, RUTH Y TOMMY, los protagonistas de la historia se crían en HAILSHAM, un colegio inglés privado, en la Inglaterra de finales de la década de 1990, donde los educan potenciando su creatividad artística y les preparan para un futuro diferente y poco definido. Con el transcurrir de la novela se nos irán desvelando algunas singularidades de sus vidas: no tienen padres, ni familia, son estériles y no vivirán mucho tiempo en su vida adulta. Una tutora y profesora, sobresaltada por ese misterio que los tiene atado a un destino terrible, le revelará la verdad antes de ser expulsadas. En una sociedad que lo compra y lo vende todo, el mercado ha pensado en un tipo de “donantes de órganos” que se sea preparado desde el inicio de su existencia. Para ellos reúnen a los niños y las niñas abandonados por sus padres y que nunca los reclamarán para prepararlos para sus dos funciones: donantes de órganos o cuidadores de los donantes. La muerte los espera muy jóvenes, cuando – paso a paso, operación a operación – lleguen a la FINALIZACION, el momento en que le extraen un órgano vital que les causa de la muerte.

La ciencia, la medicina, el mercado, la compra y venta de órganos se cruzan con la pureza de la raza (los que pagan deben tener donantes bien preparados) y las cuestiones éticas, ya que se trata de vidas humanas que no están preparadas para definir su futuro o sus proyectos, sino que han subjetivado la decisión de entregarse para la misión, por eso nadie pregunta, nadie protesta, nadie se rebela, nadie escapa.

Los alumnos del internado HAILSHAM – aislado de todo y con imposibilidad absoluta de traspasar los límites - viven en una especie de burbuja, protegidos y organizados con enigmáticas reglas. Su inocencia respecto al mundo exterior se fractura con la llegada de una nueva profesora, que no comparte las ideas de la directora, revelando un día a los chicos la cruda verdad sobre lo que les espera una vez abandonen el recinto de HAILSHAM. Los alumnos no tienen padres, son todos estériles y se les repite una y otra vez que son especiales. Todos esos alumnos son clones o frutos de fecundaciones artificiales (con donantes desconocidos: MODELOS). Han sido pensados y creados para eso, para ser donantes y salvadores de otros seres humanos: no son frutos del amor o de otro propósito.

LAS PALABRAS DE LA TUTORA Y PROFESORA: “Se lo han dicho, pero ustedes no lo han entendido. No pueden hacer otra cosa que vivir la vida que han planificado para ustedes. Van a llegar a adultos, pero será por poco tiempo. Comenzarán a donar sus órganos; para eso han sido creados. Tienen derecho a saber quiénes son y por qué están aquí. Van a llevar una vida decente y agradable, pero si cumplen la misión para la que han sido creados. Se os ha advertido de ello. Sois estudiantes. Sois...especiales. De modo que el manteneros bien, el hecho de mantener en óptimo estado el interior de vuestro cuerpo, es mucho más importante para cada uno de vosotros de lo que pueda serlo para mí.”

Y EL RECUERDO DE KATHY: “Ciertamente, sabíamos —aunque no en un sentido profundo— que éramos diferentes de nuestros custodios, y también de la gente normal del exterior; tal vez sabíamos incluso que en un futuro lejano nos esperaban las donaciones. Pero no sabíamos realmente lo que ello significaba. Si evitábamos cuidadosamente ciertos temas, muy probablemente lo hacíamos porque nos producían embarazo. Detestábamos el modo en que nuestros custodios —normalmente muy por encima de todo— se mostraban incómodos siempre que nos aproximábamos a este terreno. Nos sentíamos turbados al advertir ese cambio en ellos.”

Eso explica el riguroso cuidado médico de cada uno de los niños y la alimentación balanceada, junto con la práctica de deporte en el medio de un ambiente ideal. Alguien ha escrito por todos ellos la letra de su destino, el movimiento de sus vidas. El afán de supervivencia de los más poderosos lleva a crear los mecanismos para que no queden desprotegidos antes una situación límites: siempre hay ser humanos de repuestos para mantenerlos con vida, aunque a ellos les toque morir.

Hay algo que se sale de la regla: el amor y la búsqueda del MODELO, es decir, del padre o de la madre (que les permita explicar por qué son como son): TOMMY es un chico nervioso e intolerante a quien le cuesta soportar las frustraciones, pero atrae por igual a dos de sus compañeras RUTH y KATHY (su voz es el hilo narrativo de la historia). Se buscarán entre ellos porque suponen que si hay una historia de amor, pueden postergar las donaciones y el final. Lo suponen aunque no saben ni siquiera quién, qué organismo es el que lo reglamenta y lo determina. Por eso es una historia de amor frustrada, una búsqueda de identidad que no se cierra, una imposibilidad absoluta. «Quizás nunca lleguemos entender lo que hemos vivido, o quizás nos haya faltado tiempo».

Como en otras películas, ¿podemos imaginar un futuro en el que se críen a los reemplazantes humanos que puedan necesitar los que tienen más dinero y poder? ¿Se recurrirá a los excluidos, a los descartados, a los abandonados, a los que nadie reclama, para poder protegerlos y prepararlos, asegurando – por la crianza, la alimentación, el control de las enfermedad – la calidad del producto?